• David Morales

Cosas que nunca debes hacer en un fam trip (parte 2)

Actualizado: oct 5

Cosas que nunca debes hacer en un fam trip


Los fam trips o viajes de familiarización son una excelente herramienta para colocar destinos turísticos en el radar de potenciales visitantes. Para un agente de viajes tener una experiencia de primera mano puede ser una gran ayuda a la hora de promocionar un destino, pues permite estructurar de una mejor manera los contenidos que eventualmente se traducirán en una estrategia publicitaria para atraer clientes.


Teniendo en cuenta que los fam trips son una cortesía de los operadores de destinos turísticos, es importante seguir ciertos protocolos y reglas no escritas para sacar el máximo provecho de tu viaje y de paso generar una buena impresión con los operadores y otros agentes de viajes involucrados. Después de todo nunca se sabe dónde, cuándo o con quién puede surgir una gran oportunidad de negocio. A continuación te presentamos una lista de lo que NO debes hacer durante un fam trip:



1. No mereces prioridad por ser invitado

A los operadores de destinos les interesa que agentes de viajes como tú conozcan su oferta, pero tampoco van a ir a la quiebra si dejan de atender a una persona. Agradece la invitación y acepta los servicios que te ofrecen durante el viaje aun si éstos te parecen deficientes o poco hospitalarios. Quejarte en el momento con el staff no solucionará nada. Es mejor que guardes notas y comentarios para una retroalimentación posterior. Las críticas son mejores si se realizan de una manera constructiva y propositiva.


2. No envíes a un fam trip a quien no tiene contacto directo con el clientes

Si eres dueño de una agencia de viajes de poco o nada te servirá enviar al personal que no se dedica a las ventas directas con el público. La experiencia de primera mano es vital para narrar la experiencia del destino y generar empatía con los potenciales clientes. Las anécdotas que pudieran surgir durante los fam trips pueden marcar la diferencia a la hora de cerrar una venta.


3. No bebas alcohol

Aunque gran parte de los destinos se prestan para viajes de placer, como invitado a un fam trip te encuentras en un viaje de trabajo y al mismo tiempo eres representante de una marca, ya sea propia o de la agencia. Beber alcohol puede llevarte a mostrar una mala imagen y generar desconfianza entre quienes te rodean.


4. No rechaces lo que ya conoces

Si ya conoces el destino o cierta ruta de avión nunca rechaces una invitación a un fam trip. Siempre hay algo nuevo que aprender si prestas atención a los detalles. Es posible que algunos aspectos o servicios del destino turístico hayan cambiado para mejorar y es importante comunicarlo de manera eficiente a los futuros viajeros.


5. No hagas tu propia agenda

Por lo general los fam trips tienen un itinerario definido para mostrar todo lo que un destino tiene para ofrecer. Por más tentadora que parezca la idea de ir a explorar por tu cuenta, es importante ajustarte a la agenda del operador porque se trata de una experiencia modelo para los visitantes y su diseño es algo en lo que se ha invertido tiempo y dinero. Respetar y ajustarse al itinerario es una forma de respetar ese trabajo que al final de cuentas beneficia a toda la industria turística.


6. No te sientas más que los demás

Si ya tienes mucha experiencia en fam trips y crees saber todo sobre ellos no te comportes como si supieras más que los demás. Una actitud humilde siempre abrirá más puertas y favorecerá el intercambio de ideas. Siempre se puede aprender algo de cualquier persona, incluso de quienes van pro primera vez a un fam trip. Su mirada fresca puede aportar nuevas ideas a tu concepción sobre un destino.


7. No culpes al proveedor/operador por contratiempos

Existen muchas variables en la logística de un fam trip. Itinerarios, transporte, comidas, alojamiento… en algún momento de esta cadena algo puede salir mal y puede que sea culpa del clima, de un embotellamiento o incluso del staff. Todos cometemos errores, pero lo importante es nuestra actitud y nuestra reacción ante ellos. Si algo sale mal durante el viaje ten en cuenta que los proveedores hacen lo mejor que pueden para causar la mejor impresión y hacer crecer su negocio. En lugar de buscar culpables piensa en maneras de solucionar los problemas que vayan surgiendo y ofrece tu ayuda y experiencia.


8. No te vistas como quieras

Asegúrate de llevar un atuendo para cada ocasión. Los códigos de vestimenta son importantes porque son parte de la imagen y la experiencia que un destino turístico quiere proyectar. Las fotografías y los videos son una parte esencial de los fam trips y pueden ser usados en redes sociales para promocionar un destino. Si vas limitado de equipaje lleva por lo menos un par de atuendos formales y otro par de informales.


9. No vayas sin un seguro de viajero

Los accidentes pueden ocurrir durante un fam trip. Evita complicaciones a tus acompañantes y a tus anfitriones con un seguro adecuado para tu viaje. Nada es más importante que tu tranquilidad y la de los que te rodean. Se trata de una inversión imprescindible para sacar el máximo provecho de tu experiencia.


10. No vayas de “incógnito”

Parte de ir a un fam trip es la socialización y el “networking”. Si eres una persona introvertida o reservada lo menos que puedes hacer es llevar identificaciones o tarjetas de presentación con tu nombre y el de tu agencia. Si eres extrovertido y se te facilita hacer contactos, las tarjetas también son una buena herramienta y un detalle que agrega formalidad a tu empresa.

105 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo